El Coaching y la pregunta del millon

Mucho se habla del Coaching, de las escuelas y modelos, de los estilos del Coach, y principalmente de lo que el coaching “puede hacer y no puede hacer”

Cuando me preguntan cómo ayudo desde el coaching, puedo dar diferentes explicaciones basadas en lo que la persona trae a las conversaciones, o bien cuando estoy coordinando un grupo.

Al mismo tiempo, hay algo que es el EJE de lo que entiendo que buscamos a través del ejercicio del coaching, y es AYUDAR A LA PERSONA A QUE DISTINGA, PARA QUE PUEDA ELEGIR MEJOR.

Es decir, actuamos desde modelos mentales que están configurados desde: valores, mandatos, creencias, experiencias, miedos y emociones en general, etc.  Desde ahí vemos, y desde lo que vemos actuamos.

La pregunta del millón es, siempre, ¿Qué pasa con lo que no veo?.  Y aquí agrego ¿Qué pasa con lo que no sé que tengo para ver y no veo?

Bien, es aquí donde a través del “arte” del coaching facilitamos a traves de preguntas, un proceso que acompaña a la persona para que comience a “distinguir” lo que no está viendo, y a hacerse conciente de ello.

Esa información pasa a ser ahora parte del sistema conciente, dándole al coacheé (la persona) mayores posibilidades para elegir, o bien elegir concientemente.

Entonces, cuando me preguntan qué es el coaching, respondo “es un proceso a través del cual ayudamos a la persona a distinguir, para poder elegir

 

Etiquetas: COACHING, PROFESION